RSS Feed Random Comic Add To Favorites ayadbachine is proudly hosted by Smack Jeeves Webcomic Hosting.

November 30th, 2015, 8:50 pm

Laser astronomico verde

El puntero láser adicional permite colocar fácilmente las piezas para marcar de manera sencilla y rápida, en el áre de trabajo del láser. Indica con precisión la posición exacta en la que se va a iniciar el marcado, así como de los límites del marcado o de la pieza y/o las perforaciones que se vayan a llevar a cabo en ella. Esta función simplifica la manipulación del material y laser 500mw verde le ahorra tiempo durante la preparación del trabajo, además reduce drásticamente la posibilidad de cometer errores ya que las piezas estarán siempre perfectamente centradas.
La labor que desde 2011, año en el que comenzaron a ser habituales los deslumbramientos a los aviones mediante el uso de punteros láser, desempeña la sección de Seguridad Aeroportuaria de la Guardia Civil y las patrullas de los alrededores está teniendo su efecto. "Desde que se tomaron medidas y se empezó a informar de la peligrosidad de esta práctica, la incidencia ha ido bajando", aseguraron los agentes destinados en el aeródromo malagueño.
La atención del Instituto Armado se centra fundamentalmente en dos puntos considerados como los más conflictivos y que son la zona de Pizarra y la franja costera de Torremolinos. Desde ahí, los autores de este peligroso juego apuntan a los aviones con la molesta luz guantes laser precio cuando empiezan a aterrizar aprovechando la oscuridad de la noche para hacer más daño y suele ser en verano cuando se dan más casos.
"El reflejo que se produce en el interior de la cabina provoca el deslumbramiento total del piloto al que puede ocasionarle un daño en la visión y lo que es peor provocar un accidente aéreo", alertaron desde la sección de la Guardia Civil, que confirmaron no obstante que pese a los numerosos casos que se han dado en el aeropuerto de Málaga por este fenómeno nunca ha habido que lamentar daños graves en los pilotos afectados ni la necesidad de realizar un aterrizaje forzoso.
Estos agentes son los primeros en entrevistarse con los pilotos afectados para tratar de que ubiquen con la mayor precisión posible en qué punto han sufrido el deslumbramiento. Inmediatamente se avisa a la patrulla más cercana, aunque pocos casos han terminado con la identificación de los autores de esta macabra afición porque "o se les pilla in fraganti o prácticamente es imposible de demostrar quién lo ha hecho".
Sí ha habido suerte en alguna ocasión como el caso de una persona, identificada como J.O.F., al que los agentes de la Guardia Civil pertenecientes al puesto de Pizarra sorprendieron cuando estaba apuntando con un puntero láser a un avión que volaba a la altura del Hacho de Álora antes de tomar tierra en el aeropuerto de la capital en octubre de 2012.
Fue mera casualidad que los agentes observaran en el momento laser astronomico verde una luz fina de color verde en la zona alta de Pizarra y rápidamente sospecharon que podía tratarse de un puntero láser al tener conocimiento de que precisamente por dicha zona diferentes pilotos de aviones comerciales ya habían informado en anteriores ocasiones de la existencia de casos similares.

El Centro de Oftalmología Barraquer advierte que se ha detectado la comercialización en España, fuera del ámbito profesional, de punteros láser, que emiten rayos de luz de más de 500 mw en una longitud de onda de luz superior a 450 nm muy dañinos para los ojos.Aunque estos punteros láser llevan etiquetas avisando de no enfocar a los ojos, parece ser que incluso el reflejo del haz luminoso en otra superficie, que acabe dirigido en un ojo, puede causar graves lesiones oculares. Estos láseres se diferencian generalmente de los punteros láser usados en las presentaciones por verse el haz de luz en todo su recorrido, no sólo en su punto de enfoque. El haz de luz emitido puede provocar lesiones irreversibles sobre la zona central de la retina, denominada mácula.
Dos jóvenes han sido acusados por la Guardia Civil de varios delitos por usar punteros láser contra coches y aviones. Llegaron a deslumbrar a los pilotos y fueron ellos los que avisaron a los agentes.
Se ha convertido en una peligrosa moda, punteros láser sobre los pilotos del avión. El último caso ha ocurrido en el Aeropuerto de San Pablo en Sevilla. La Guardia Civil ha imputado a dos menores por usar éste haz de luz.
Más de 20 kilómetros separan los matorrales desde donde los jóvenes lanzaban destellos apuntando a los coches que pasaban por la carretera y también a la cabina de los aviones. Los momentos de máxima concentración para un piloto son el despegue y el aterrizaje por eso, si es ahí cuando se sufre la luz verde, enseguida se activa el protocolo de emergencia.
 

Post A Comment